11 octubre 2005

Carlos

Carlos

Conocí a Carlos el 1 de marzo de 1999, cuando llegue a un nuevo colegio, el que me recibiría por toda la enseñanza media, y llegue al Sta. Maria de la Cordillera, un colegio marianista, en el cual de tres 8º dejaban solo 2 primeros medios, así que imaginen llegar a un curso recién formado con personas de distintos cursos, que además tenían rivalidades entre ellos, y solo formaban subgrupos...nuestro profesor jefe para promover la integración nos designo puestos, así no estaría los amigos sentados juntos y se verían obligados a compartir con los otros compañeros...gracias a esta designación de puestos pude compartir con el Carlos, que estaba en el puesto delante al mío, luego me hice amigo(aun conservo a este amigo) del Ulises, y junto con el Beto y el Carlos hicimos nuestro club de Tobi, que duro toda la enseñanza media...así fui conociendo cada vez mas a Carlos y en tercero ya estaba sintiendo algo(no me aventuro a decir amor, pero era un cariño muy grande, y distinto al de amigo), algo que en el fondo me dolía por que, no podía confesar, los hombres de ambos cursos(la mayoría) eran reunidos y formaron un grupo llamado los MPT, sigla que significa, muerte al perro transformista, esto en alusión a un compañero del otro curso(el A) que era muy amanerado, demasiado diría yo; ellos en un acto de homofobia crearon esta sigla y cada vez que podían se burlaban del tipo, una cosa dantesca, yo obvio no era parte del grupito, pero mis amigos si, y no fui tan valiente como para arriesgarme a decirle al Carlos que lo quería y aceptar un rechazo, y la burla de todos...

Lo terrible de esta situación(lo del silencio) era que el Carlos en tercero se fijo en una de mis mejores amigas, la Pooh, quien no quería nada mas que una buena amistad con el, y yo metido entre los dos, era como el celestino, fue muy duro eso, cuando me los tope una vez en el mall(te acuerdas de eso chika), por que habían ido al cine, casi me morí, estaba hexo mierda. En cuarto medio ya no tenia el mismo feeling con el Calos que en tercero, aunque igual compartíamos, pero de una forma mas distante; a principio de año nos sentamos los 4 amigos, el Beto con el Carlos y yo con el Ulises, y nos reíamos muxo, no recuerdo bien cuando fue, pero un día que llegue tarde, estaba el Beto con el Ulises en el mismo puesto y en el otro estaba el Carlos con su mejor amigo(amigo mío tb.) el Gerardo, así que tuve que cambiarme de puesto, y no volví a sentarme con ellos mas, fue un quiebre, sutil, pero quiebre al fin.

El Carlos con Gerardo, eran los mejores amigos, si parecían pareja, el Carlos que vive muy lejos del colegio, se iba too el día, todos los días a la casa del Gerardo. Gerardo es una persona súper especial, es muy niño pa’ sus cosas, es algo amanerado y delicado en su forma de tratar, y créanlo o no es el mas querido entre los MPT.


boris ignatovich

No se bien cuando ocurrió, pero el Carlos se emparejo con la hermana(LA PERRA) mayor(27) de uno de nuestros compañeros, y Gerardo fue drásticamente desplazado por la nueva mina del Carlos, que dicho sea de paso, nadie quiere, por arrivista y mal intencionada.

En marzo del 2003, en la fiesta(en la casa de la perra) de despedida de uno de los MPT, que se iba a estudiar a Valpo, la perra me dice sin motivo alguno que le caía mal, que me detestaba, y eso que era el único que la trataba del grupo los demás ni le hablan, en ese mismo carrete unas horas después, con algunos vasos de pisco en cuerpo, me confesé y le dije al Carlos que “lo quería”, y el inmutable con un sonrisa leve, me dijo que ya sabia...de ahí que no hablo con el...yo esperaba algo mas decidor, un beso o un golpe, algo, una respuesta de si o no...pero no el silencio....

Gerardo, al tiempo después de confesarle mi cariño a Carlos, me confeso uno de los episodios mas tristes de la vida del Carlos, que me han desconcertado y dejado con una terrible duda; me confeso que en una de sus musas platicas con él, Carlos le confeso que cuando mas chico, en la capilla de la Iglesia del colegio, un alumno mas grande lo había tocado(no me dijo como) y que eso le causo mucho dolor, esta confesión me afecto por el dolor que tiene Carlos con esto, y sembró la duda de si Carlos es gay, pero no se atreve a confesarlo, por este hecho...después de mucho tiempo mi herida por este cariño no correspondido sano, y escribo de el sin sentir melancolía, ni tristeza, escribo de El por que el día 18 de Octubre, Carlos cumple 21 años, y no puedo mas que recordar a una de las personas que mas he querido, yo solo espero que sea feliz...


4 comentarios:

queerboy dijo...

niño que lindo!!!!! no se cuanta veces lei la historia antes de volver a esscribir... hay... que lindo!!!

ps: ahora tendaras la duda de tal niño eh...

C.- dijo...

Pucha
No sé que decir
Me pasó lo mismo
ahora mantenemos un contacto bacán, todo sabido, menos claro mi enamoramiento, pero si mi clasificacion jaajaja
Es raro como este tipo de situaciones se repiten?
Espero que él sea feliz, y espero que tú cierres esa etapa, y mires para adelante
Pa que no choques con los postes jajaja
Saludos
C.-

Benjactor dijo...

maldito Carlos

jejeje
un besito

aprendiz dijo...

Creo que un cariño grande es aquel que desea la felicidad de ese que se ha querido para si aunque este lejos, o más lejos aún.

Ese cariño generoso, gratis, que se transforma en un bienestar propio.
A la gente que quiero siempre los pienso feliz, mucho más que yo, siempre los pienso dichosos y eso me alegra.

Lindo relato, me transportó lejos en años pasados.